En todo negocio es clave definir a tu cliente ideal, o a ese avatar a quien deseas hablarle. En este artículo te daré 3 tips para definir a tu cliente ideal para que puedas crear una estrategia de marca exitosa.

Cómo definir a tu cliente ideal

La razón de todo negocio es muy clara: vender. 

Pero a veces nos distraemos un poco. Queremos hablarle a este o a aquel, sentimos confusión pues queremos hablarle a todo el mundo, y cuando finalmente preguntan por nuestros servicios, en el fondo, no es el cliente que esperábamos. 

Si. Todos hemos pasado por eso durante nuestras etapas iniciales de emprendimiento.


Para vender un servicio o producto lo fundamental es comprender a tu cliente ideal, conocerlo, entenderlo y definirlo, pensar en cómo satisfacer sus necesidades; esa es la clave de tu éxito comercial.

Un cliente ideal es el perfil de persona que define exactamente lo que tu marca puede satisfacer, es esa persona que sabes que cumple con todo lo que tu marca implica, desde personalidad, género, edad, características socio económicas, entre otras. 

Es el embajador perfecto que podría definir tu negocio.

En la medida en que conozcas a fondo a tu cliente ideal, podrás definir de manera más acertada la estrategia para que lo que ofreces sea de su agrado y se convierta en un cliente recurrente y fiel a tu marca.

Para desarrollar este avatar de audiencia o cliente necesitas basarte en tu propia definición y estrategia de marca, pues partiendo de allí podrás acoplar lo que eres y lo que haces con lo que los clientes deberían cumplir para consumir lo que ofreces.

Tu cliente ideal encarna todo lo que consideras que tu consumidor debe tener, es la persona para la que estás creando tu negocio, generando contenido, y ofreciendo tus productos y servicios.

Este proceso de marketing de consumo, enfocado en los hábitos de consumo de tus clientes, es especialmente importante porque te permitirá comunicarte de manera más efectiva con tu audiencia y crear estrategias más afinadas para llegar a tus consumidores.

La capacidad de conocerlos es la clave para ofrecer lo que mejor sabes hacer, esto es lo que también se conoce como dominar el perfil de tu audiencia.

Además, una vez que logras tener a tu cliente complacido, entenderlo y conocerlo te permitirá volver a comunicarte cuantas veces consideres para repetir el proceso de compra y aumentar el compromiso hacia tu marca. 

Siempre la idea será que quieran volver y siempre escogerte entre las múltiples opciones del mercado.

Esta es la manera más eficaz y efectiva para comercializar tus productos y servicios de manera mucho más cómoda y acertada. De aquí que sea muy importante que te tomes tu tiempo para profundizar y hacer una descripción detallada de este avatar de cliente, por lo que aquí te brindaré algunas recomendaciones:


Mientras sigues aquí, ¿qué te parece si te descargas este recurso gratuito con 180 ideas de contenido para tus redes sociales? Estoy segura de que te será de mucha utilidad!


Agrégame en Pinterest 📌

como definir a tu avatar o cliente ideal

3 tips para definir a tu cliente ideal

Datos demográficos:

Son las características básicas como raza, etnia, género, edad, educación, profesión, ocupación, nivel de ingresos económicos y estado civil que debes tomar en cuenta para definir tu cliente ideal.

Características psicológicas:

Aquí tendrás que definir datos como cuáles son las actividades con las que se involucran, qué valoran en la vida y los negocios, cuáles actitudes son esenciales para ellos, entre otras que puedas identificar sobre su comportamiento.

    Intereses y aficiones:

    Detallando información como qué leen, a quién siguen como referentes, qué hacen en su tiempo libre, qué les preocupa, cuáles son los lugares que visitan tanto online como en el mundo offline, en qué invierten su tiempo libre, qué consideran importante y qué les apasiona, cuáles son sus sueños y metas, entre otros.

    El objetivo es imaginar y plasmar la mayor cantidad de detalles posibles y el camino estratégico desde donde están, hasta que se involucren con tu producto o servicio; identificando lo que realmente les motiva y cómo se relacionan con las marcas.

    Lo más valioso de este proceso es que lograrás que tu cliente se sienta comprendido y a gusto con tu marca, y hará que cada vez que escribas un mensaje, crees una campaña, envíes un correo electrónico o publiques algo en las redes sociales, lo hagas pensando en él, tu cliente ideal. 

    Este es el primer paso para lograr ejecutar una campaña de marketing de manera exitosa.

    Conocer y comprender a tu Avatar es el paso número uno para una efectiva campaña de marketing. Y si necesitas una mano amiga, que te guíe durante todo este proceso, no dudes en reservar una llamada GRATUITA conmigo, pues estaré encantada de ayudarte a conectar con ese cliente ideal que tienes en tu cabeza.

    Jo!


    Leave a Reply

    Your email address will not be published. Required fields are marked *